Jaca: otra forma de pasar el Puente del Pilar en Aragón

Se acerca octubre y con él la ocasión perfecta para escaparse a un hotel puente del pilar y descubrir cualquier rincón del pirineo aragonés y es que, para esos días, Jaca y la comarca de Jacetania alberga multitud de opciones para pasar unos días de descanso, de ocio o cargados de deporte. Para los interesados en la cultura este municipio oscense cuenta con el Museo de Miniaturas Militares compuesto por más de 32.000 figuritas y que se encuentra dentro de La Ciudadela, una fortificación de planta pentagonal cuya visita es imprescindible en el paso por Jaca.

Otras de las actividades interesantes para realizar en Jaca son sus visitas guiadas, en total son cinco propuestas: una medieval, una modernista, una desconocida, una romántica de la Solana y otra de Mitos y tradiciones populares. Los interesados pueden recibir más información y reservar en la oficina de Turismo y en el Museo Diocesano de la localidad.

Desde Jaca el visitante puede acercarse en unos pocos minutos al célebre Balneario de Panticosa, uno de los complejos termales más conocidos de España. Se encuentra a 1.636 metros de altitud en el fondo de una cubeta glaciar, un portentoso circo formado por los picos Argualas, Garmo Negro, Pondiellos, Marcadau, Baciás y Brazato rodea al famoso centro termal. Seis manantiales riegan el balneario con aguas sulfuradas, oligometálicas y radiactivas que están recomendadas para dermatológicos, del aparato digestivo y del riñón.

Los deportes de invierno son protagonistas en esta ciudad por su cercanía a varias estaciones de esquí, pero es dentro de la misma ciudad donde se puede practicar patinaje en unas instalaciones de primer nivel, el Pabellón de Hielo de Jaca que abre sus puertos de martes a domingo.

También muy cerca, en el municipio de Panticosa hay una propuesta para los amantes del deporte y la naturaleza. Se trata de la tercera edición de la CxM Panticosa que se celebrará el 13 de octubre con dos opciones, una de ellas de 11 kilómetros y otra de 20 kilómetros.

En el entorno, podemos encontrar un hotel jaca con spa que hará de la visita a esta comarca un viaje de ensueño. Para los más aventureros, a los que les guste la caminata nórdica, los paseos a caballo, el hockey hielo o paintball y otras propuestas de turismo activo este es el enclave ideal.